Dieta de las fibras: el plan del doctor siegal

El principio en el que se basa esta dieta consiste en la ingestión diaria de una cierta cantidad de fibras que, según mu­chos dietólogos, faltarían en la alimentación actual de las po­blaciones de países desarrollados. La adición de fibras, según el doctor Siegal, se propone lograr tres resultados:

  • El volumen de fibras y su capacidad de absorber los lí­quidos dan una sensación de saciedad y atenúan el apetito;
  • Las fibras aumentan la velocidad de flujo de los alimen­tos ingeridos, sobre todo en el tramo intestinal, disminuyendo así el aporte calórico de los alimentos al cuerpo;
  • Restableciendo un equilibrio entre sustancias nutriti­vas y fibras, todo el aparato digestivo se hallará menos expuesto a los inconvenientes de un intestino perezoso.

Dieta de las fibras: el plan del doctor siegal

Propiedades de la mantequilla 

El mismo doctor Siegal indica en los puntos siguientes cómo seguir su dieta:

  • Consultar con un médico antes de comenzar esta dieta (como debería hacerse con cualquier otra);
  • Añadir a la ración diaria de alimentos al menos 7 gra­mos de fibras en forma de salvado natural (que corresponden aproximadamente a nueve cucharadas soperas llenas de salvado en copos); podría utilizarse también salvado machacado, mucho más fino que el del comercio y, en este caso, bastarán seis cucharadas llenas. Esta cantidad es el mínimo, es mejor aumentar­la, pero sin exagerar:
    • Tomar 1/3 de la cantidad de fibras diarias en cada una de las tres comidas principales; no usar azúcar o miel de ninguna cla­se, pero recurrir eventualmente a algún endulzante sin calorías:
      — usar únicamente harina integral;
    • La adición de salvado a los alimentos debe realizarse gradualmente; no comenzar de golpe con las tres cucharadas por comida: es bueno comenzar la dieta con una cucharada por comida, tres al día y llegar, en dos semanas, a la dosis óptima de nueve cucharadas diarias previstas por la dieta;
    • Usar aromas, condimentos y salsas con bastante liber­tad, para dar a los alimentos gusto y variedad de sabores. Naturalmente, cuando ciertas salsas contienen un importante núme­ro de calorías habrá que emplearlas con moderación;
    • Para evitar posibles carencias en la ingestión de vitami­nas, será oportuno tomar diariamente una gragea multivitamínica.

Dos alternativas excelentes descritas por el Doctor Siegal

Las dietas propuestas por el doctor Siegal son sustancial­mente dos: una para la reducción de peso (R) y la otra para mante­ner el peso adquirido (M ). En el cuadro que damos a continuación se indican algunos alimentos base, de origen vegetal. La relación carbohidratos/fibras (C/F) contenidos en los mismos se indica con un número que señala para los valores más bajos la abundancia de fibras respecto a los carbohidratos, y viceversa para los valores más altos.

Dieta de las fibras: el plan del doctor siegal

Propiedades del Ácido glutámico y las grasas

Todo, independientemente del número de calorías conteni­das en cada alimento. En la dieta de reducción de peso se aconseja la elección de alimentos con relación C/F inferior a 25; mientras que en la dieta de mantenimiento basta con permanecer dentro de un C/F de 100. Sobre todo en la dieta de reducción de peso es ne­cesario añadir a todo alimento una cierta dosis de salvado extra pa­ra poder hacer entrar de nuevo en C/F 25 los eventuales alimentos elegidos con escaso contenido de fibras.

Pollo y pavo se pueden co­mer libremente, a condición de quitar por completo su piel, donde se halla la mayor cantidad de grasas. Se puede comer carne magra de vaca una o dos veces al día, pero en cantidad limitada (porcio­ nes no superiores a 60 ó 70 gramos). Las carnes de cerdo y los em­butidos están prohibidos. Se aconseja comer pescado, al menos dos veces por semana, y una vez por semana una porción de hígado.

Dieta de las fibras: el plan del doctor siegal

Propiedades del queso

Li­mitar a lo indispensable grasas y aceites y evitarlos, sobre todo, en la cocción de los alimentos. Se puede acompañar con un plato de ensalada cada comida principal, si es posible utilizando como con­dimento productos dietéticos con escaso número de calorías. Du­rante la dieta de reducción del peso no se admiten concesiones de ningún tipo al régimen alimenticio propuesto; no obstante, apenas logrado el peso deseado, se puede pasar a la dieta de mantenimien­to, que permite una mayor variedad de alimentos.

Beber sólo leche descremada. Nada de alcohol durante la dieta adelgazante, pues es un ejemplo de alimento con calorías y sin fibras. En la fase de man­tenimiento, el autor hace alguna concesión (una copa diaria) sólo para no enemistarse del todo con el paciente.

Dieta de las fibras: el plan del doctor siegal

Propiedades del yogurt 

Se hace una recomendación importante: beber muchos lí­quidos (sin azúcar); en particular, se debe beber un vaso cinco minu­tos después de cada comida principal y otro antes de acostarse. Como última recomendación, moverse bastante durante la jomada.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *