Propiedades y beneficios del Ajo y la Albahaca

Propiedades y beneficios del Ajo y la Albahaca

Click para ir directamente

Ajo

No nos extenderemos sobre las características y el estado civil de esta planta: todos la conocemos, aunque sólo sea de vista. Al parecer, su nombre proviene de la palabra celta all, que significa caliente, ardiente. Lugar de nacimiento: según algunos, esta planta procede de las estepas kirguises; según otros, su lugar de origen es la ardiente Sicilia.

Demos un rápido repaso a sus múltiples propiedades terapéuticas, de las que, por otra parte, ya hemos hablado cumplidamente. Recordaremos solamente que los pueblos que hacen un abundante consumo de ajo rara vez sufren de cáncer. También que el ajo, en cuanto alimento, era utilizado por los obreros que construían la gran pirámide de Gizeh durante la IV dinastía egipcia.

Asimismo, recordaremos que, en veterinaria, el ajo puede emplearse contra la hinchazón de los rumiantes: una cabeza de ajo cruda machacada en medio litro de leche fría aproximadamente. Finalmente recordaremos la existencia del “vinagre de los cuatro ladrones”, en cuya receta interviene también la salvia.

Propiedades y beneficios del Ajo y la Albahaca

 

Albahaca

La recolección de esta planta herbácea se acompañaba antaño de un ritual muy especial; ante todo, el herbolario tenía que purificarse la mano derecha, considerada como profanadora, rociándola, con ayuda de una rama de encina, con agua de tres fuentes diferentes. A continuación debía ponerse ropas adecuadas y mantenerse alejado de los seres impuros y en particular de las mujeres con el período menstrual.

Esta planta es muy conocida, sobre todo de las amas de casa. Sea como fuere, daremos aquí una rápida descripción: hojas oblongas, lampiñas y de un tono verde claro, muy aromático, flores blancas o rosadas cuya corola es muy característica.

La albahaca se presenta en penachos de tamaño medio, de 20 a 40 cms. de alto. No tiene problemas de crecimiento: brota con una relativa facilidad (en los climas mediterráneos), incluso en un tiesto. Para secarla, hay que cultivar una cantidad bastante importante. Se recolectan las puntas floridas en julio-agosto.

En cuanto a la siembra, se aconseja realizarla entre marzo y abril. No necesita cuidados especiales: solamente una buena tierra ligera y sobre todo una buena exposición. En un jardín debe ser plantada en hileras distanciadas unos cincuenta metros, dejando entre las plantas un espacio de treinta centímetros.

¿Lo sabíais?

  • ¿Sabíais que la albahaca, en un tiesto, colocada en vuestra ventana, tiene la propiedad de alejar a los mosquitos?
  • ¿Sabíais que es un excelente ingrediente para aromatizar el agua del baño?
  • ¿Conocíais las propiedades milagrosas de esta planta y sabíais que desde la Antigüedad Plinio la recomendaba a los epilépticos?

Y, finalmente, no estará de más que sepáis lo que los expertos en astrología dicen acerca de esta planta: la albahaca está sometida a la influencia de Marte, lo que explica que se desprenda de ella un influjo dinámico, pero que, exagerándolo, predispone a la cólera. Estos mismos astrólogos dicen también que la albahaca puede ser causa de fenómenos físicos desagradables, relacionados con el sistema vago-simpático.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *