Cómo limpiar tu cara con estas simples recomendaciones!

Cómo limpiar tu cara, es una rutina de aseo personal y belleza más antigua que cualquier otra existente, realizada por los seres humanos. Por lo tanto, en ella radica el éxito que se obtiene de toda la infinidad de diversos tratamientos creados o descubiertos a través de los años para tener y lucir un rostro hidratado, libre de erupciones, sin manchas, radiante y hermoso.

Cómo limpiar tu cara

El agua es un maravilloso e indispensable recurso natural para limpiar la cara, el mismo además de ser utilizado para refrescarnos, también es necesario para retirar todas esas ligeras impurezas, antes de comenzar a aplicar en el rostro cualquier tratamiento natural o producto químico que creamos necesitar o que nos haya recetado algún especialista en dermatología.

Cómo limpiar tu cara adecuadamente.

La piel, es el órgano más grande que posee el ser humano, tiene como propósito la función de barrera protectora para el resto del organismo, para que al mismo no pueda afectarlo ningún factor del medio externo que lo rodea. La piel del rostro es la más expuesta al ambiente, debido a que; en relación al resto del cuerpo humano, está siempre se mantiene expuesta, e allí la razón principal de que se acumule en él una considerable cantidad de residuos, mismos que, de no ser apropiadamente retirados; pueden causar diversas enfermedades en la piel, además de afectar su apariencia física. Por ello es sumamente importa saber.

Cómo limpiar tu cara

Sin importar que tan frecuente laves tú cara con agua y jabón, es recomendable que, al menos, dos veces por semana realices una limpieza profunda de la misma. Limpieza que debes en lo posible, tratar de realizar como un buen hábito más en tu vida.

Para diferentes tipos de piel.

Tipo de piel; es importante que utilices los tratamientos adecuados a tu tipo de piel para que obtengas los resultados correctos. Esto debido a que en general todos los productos realizados en base a alimentos naturales son una maravilla. No obstante, si utilizas cierto remedio natural en tu piel, que tiende a estimular el cebo que generan las células sebáceas, y resulta que tu tipo de piel tiende a ser grasosa; los resultados que obtendrás no serán para nada placenteros.

Para pieles que tienden a ser grasosas, debes limpiar tu cara de la siguiente manera; Lava el rostro con abundante agua a temperatura ambiente, nada de que esta sea ni muy fría, ni muy caliente. Utiliza un jabón neutro o alguno que te haya recetado un especialista para tu tipo de piel.

Exfolia tu rostro con una mascarilla casera realizada a base de un cambur y una cucharadita de azúcar; tritura el cambur con ayuda de un tenedor, agrega el azúcar y aplica en todo tu rostro dando ligeros masajes con la yema de tus dedos, deja actuar por unos 15 minutos y procede a retirar con abundante agua, para secar; utiliza una toalla que sea exclusivamente para tu rostro, la cual debes colocar haciendo una leve presión solo para secar, nada de frotar.

Para pieles secas.

Cómo limpiar tu cara

Para pieles que frecuentemente están secas, lo más recomendable para limpiar la cara es; una vez terminado el proceso de lavar con abundante agua y el jabón correspondiente para la piel seca, procede a exfoliar con estos fantásticos ingredientes naturales, 3 cucharadas de avena en hojuelas, 2 cucharadas de miel, y 2 cucharadas de aceite de almendras; en un mortero puedes triturar un poco más las hojuelas si es de tu agrado; la mezclas con el aceite de almendras y la miel, aplicas por todo tu rostro dando suaves y circulares masajes con las yemas de tus dedos, deja actuar por unos 20 minutos y luego retira con abundante agua tibia para que no queden residuos de la mascarilla.

Aplica con un algodón, una fina capa de aceite de oliva en tu rostro, dando suaves masajes circulares con el mismo, retirar al día siguiente con abundante agua y jabón. ¡Tu piel te lo agradecerá! Ahora sabes cómo limpiar tu cara de forma natural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *