Liposucción o lipoescultura: ¿eficaz para perder peso?

La liposucción, también conocida como lipoescultura, es un tratamiento quirúrgico que tiene, como objetivo, remodelar el contorno corporal. Consultamos con los cirujanos de Aisthe.com, clínica de cirugía estética en Alicante, sobre las claves de esta intervención tan demandada.

Liposucción o lipoescultura: ¿eficaz para perder peso?

¿Cuándo está indicada la liposucción?

La liposucción es un tratamiento orientado a la eliminación de grasa localizada en determinadas zonas del cuerpo. Entre las más comunes están el abdomen, los muslos o la zona de las caderas, pero puede realizarse incluso en mejillas, cuello o tobillos.

Tal y como nos indican los médicos de Aisthe, en ningún caso debe ser vista como un tratamiento contra la obesidad, sino como una solución para eliminar aquellos cúmulos liposos que, pese al estilo de vida saludable, no somos capaces de eliminar. Es decir, que ante un problema de sobre peso, la solución siempre será un plan nutricional equilibrado, adaptado a nuestras necesidades, y la práctica de ejercicio físico.

¿En qué consiste exactamente una liposucción?

Para llevar a cabo la lipoescultura se procede a realizar una pequeña incisión en la zona a tratar, por el que se introduce una cánula, unida a una máquina o jeringa que ayudará a eliminar los depósitos de grasa, rompiéndola y succionándola. Por norma general, la operación se lleva a cabo con anestesia local, en la que el paciente notará una vibración leve.

Si la zona a tratar es más amplia, o si así lo consideran los médicos encargados de llevar a cabo la operación, ésta puede realizarse con anestesia general. La liposucción deja unas marcas prácticamente imperceptibles, ya que la incisión que se lleva a cabo es muy pequeña, que, además, se irá desvaneciendo con el tiempo. Además, aunque depende de la zona que estemos tratando, las incisiones se llevan a cabo en zonas poco visibles, para minimizar las marcas.

Cuidados posteriores

Aunque los cuidados posteriores a la cirugía estética dependerán de cada caso particular, y debemos seguir siempre las indicaciones de nuestro médico, hay una serie de consejos que podemos considerar generales.

Actividad física

Aunque se recomienda pequeños paseos tras la operación, para evitar el riesgo de trombos, las actividades físicas intensas quedarán suspendidas durante, al menos, 15 días. Aunque debemos evitar los esfuerzos físicos, podremos retomar nuestra vida laboral en 2 o 3 días por norma general.

Vendaje compresivo

Tras la operación se procede a un vendaje compresivo de la zona tratada que nos ayudará a controlar la hinchazón y promueve la constricción de la piel. También se colocarán tubos drenantes para evitar que se acumulen fluidos.

Medicamentos

Los medicamentos más comunes tras una operación estética incluyen antibióticos y antiinflamatorios. Evitaremos en todo caso los anticoagulantes como la aspirina.

Y después de la operación…

Aunque los resultados son visibles tras la retirada del vendaje compresivo, es a los 3 meses aproximadamente que veremos los resultados finales de la cirugía, mostrando un contorno mucho más definido. Si mantenemos una dieta equilibrada y practicamos deporte rutinariamente, los efectos serán duraderos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *