Remedios caseros para los sabañones y el shock

Remedios caseros para los sabañones y el shock

Recetas de la abuela para los sabañones

 

Remedios casero 1: Baño de ácoro

Los sabañones se curan con un baño caliente de raíces de ácoro. Se dejan en remojo 100 g de raíces de ácoro en un cubo de cinco litros de agua fría durante doce horas. A continuación, se calienta el extracto y se cuela. La zona afectada se baña en este líquido durante 20 minutos.

Remedio natural 2: Ungüento de caléndula

Se aplicará varias veces al día sobre los sabañones.

Remedio popular 3: Nogal

Se vierte medio litro de agua hirviendo sobre dos cucharaditas colmadas de hojas de nogal, se deja reposar medio minuto y se cuela. Con este extracto tonificante, añadido al agua del baño, se pueden curar totalmente los sabañones.

Remedios caseros para los sabañones y el shock

Características y síntomas para el shock

El llamado “shock traumático” puede aparecer en casos de heridas graves o quemaduras y puede ser mortal. Consiste en un fallo general de las funciones corporales; la sangre se escapa de órganos imprescindibles como el corazón y el cerebro, y fluye hacia los dilatados vasos del vientre.

Los síntomas son: gran palidez, piel fría y húmeda, respiración lenta y superficial, pulso irregular y difícil de encontrar, indiferencia con respecto a lo que pasa alrededor o evidente impasibilidad.

Remedio natural 1: Beber alguna infusión

Hay que tumbar al paciente con la cabeza a un nivel inferior al de los pies y protegerlo con mantas, aflojarle la ropa y hacerle beber con cuidado alguna infusión. Se le trasladará cuidadosamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *