Remedios Caseros para los Cálculos Biliares

Remedios Caseras para los Cálculos Biliares

Cálculos Biliares, Causas y Tratamientos

El hígado forma el líquido biliar, que se utiliza en el intestino para digerir los alimentos. Como éste sólo es eliminado en el intestino cuando hay que digerir alimentos, tiene que ser almacenado. Este almacenamiento se realiza en la vesícula biliar.

Los cálculos biliares están formados por fragmentos de cal del líquido biliar, pigmento biliar y colesterina. Tienen aproximadamente el tamaño de un guisante. En las mujeres la formación de piedras en la vesícula es dos veces más frecuente que en los hombres.

calculos

Recetas Naturales para los Cálculos Biliares

 

Remedio Casero 1: Diente de león

Se recomienda una cura con diente de león y los cálculos biliares desaparecerán sin ningún tipo de dolor.

Remedio Botánico 2: Aceite de oliva

Un remedio bastante drástico (pero de efectividad comprobada) para hacer pasar los cálculos biliares de forma indolora es el siguiente: tome una dosis de epsomita (sal de la higuera).

Una hora más tarde beba un vaso pequeño (como de vino) de aceite de oliva, seguido de un vasito de zumo de limón. Repita la toma de epsomita, aceite de oliva y zumo de limón cada cinco minutos hasta haber tomado en total 3 0 0 mi de aceite y el zumo de seis limones.

Remedio Efectivo 3: Infusión mixta

En primer lugar se mezclan 2 0 g de hojas de abedul, gatuña, bolsa de pastor y agrimonia. A continuación se escalda una cucharadita colmada de este preparado, se deja reposar medio minuto y se cuela. Se bebe a sorbos dos tazas de infusión al día.

rabanos

Remedios Populares 4: Jugo de rábano

Una cura con jugo de rábano de seis semanas es un remedio seguro para la eliminación de los cálculos biliares. En una licuadora se exprime el rábano pelado y lavado. Del jugo resultante se toman en ayunas 100 gramos.

Cada semana se aumenta la dosis hasta 4 0 0 g y se reduce en las semanas siguientes de nuevo hasta 100 gramos. Las personas con enfermedades gástricas o intestinales deberían evitar esta cura con jugo de rábano.

Remedios de la Abuela 5: Llantén menor

Se escalda una cucharadita colmada de llantén menor por taza, se deja reposar medio minuto y se cuela. Se recomienda beber a sorbos dos o tres tazas de infusión al día. Junto con esta infusión se toman diariamente 8 g de semillas de llantén menor, que deberían evitar la formación de más cálculos.

hiedra

Remedio Eficaz 6: Vino de hierbas

En primer lugar se mezclan 20 g de pimpinela, hiedra, menta, agrimonia y ajenjo. Durante doce horas se ponen a remojo en un litro de jugo de manzana o sidra tres cucharadas de esta mezcla.

A continuación se calienta el preparado hasta que rompa a hervir, se retira del fuego, se deja reposar medio minuto, se cuela y se introduce caliente en un termo. Se recomienda tomar una cucharada caliente ocho veces al día.

Remedios Caseros 7: Alimentos integrales

Una dieta a base de alimentos integrales, ricos en fibra y con un bajo contenido en azúcares, contribuye a prevenir los cálculos biliares.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *