Propiedades de la lechuga, espinaca, alcachofa, tomate, berenjenas e hinojo

Quien no ha degustado de una deliciosa ensalada a base de lechuga, probablemente todos, sin embargo, debes saber que existen diversas clases de lechugas y hortalizas para ensalada: la escarola, la endivia, etcétera. Todos estos vegetales son abundantes en vitaminas y, en particular, vitamina C, así como en minerales. Aunque en general se las consume crudas, aderezadas con aceite, sal y vinagre (o limón), hay quienes las emplean cocidas. Las hortalizas tienen mucha celulosa, por lo que contienen una parte de residuos no asimilables, las fibras, cuyo valor ya ha sido comentado ampliamente.

Se emplean en grandes cantidades en las dietas comunes y en las adelgazantes por su sabor agradable. En general, las ensaladas forman parte de las “guarniciones”, platos vegetales ideales para acompañar carnes y, en ocasiones, tablas de quesos y fiambres.

Propiedades de la lechuga, espinaca, alcachofa, tomate, berenjenas e hinojo

Hablemos de la quimioterapia y penicilina

Las espinacas

Las espinacas tienen en su composición una riqueza particular de hierro y vitamina A, por lo que son valiosas en la alimentación de los niños y de los ancianos. Pero deben descartarlas por completo quienes padecen de gota, ya que contienen dos compuestos purinas y oxalatos, que agravan la enfermedad.

Estas verduras contienen ácidos grasos esenciales, por lo que ofrecen también una efectiva acción anti arteriosclerosis.

Las alcachofas

Las alcachofas son verduras exquisitas, tanto crudas con sus hojas bañadas en aceite, como cocidas. Tienen valor energético, remineralizarte y vitaminado. Su corazón, bañado en aceite, sal y vinagre, es un delicado manjar comparable a los espárragos. Las alcachofas tienen una acción suavemente colagoga, por lo que es frecuente su empleo en bebidas aperitivas y en remedios activadores del funcionamiento hepático.

Los tomates

La planta del tomate es originaria del Perú (de hecho su nombre procede de la voz azteca tomatl), y tras sucesivos trasplantes y cultivos se aclimató en Europa. Actualmente está distribuido por todo el mundo. Se cultivan diversas variedades de tomate, seleccionadas por su interés económico y sus posibilidades de transporte y de cultivo.

Propiedades de la lechuga, espinaca, alcachofa, tomate, berenjenas e hinojo

Cúrese con el sol, la relación enfermo – médico y la medicina

Los tomates tienen un alto valor alimenticio, por su riqueza en minerales y proteínas. Pueden servirse crudos, partidos por la mitad y apenas sazonados con sal, aceite y orégano; cortados en finas rodajas, en ensalada; rellenos de atún, pollo o ensaladilla rusa; al homo, acompañando una fuente de patatas, pimientos y cebollas; fritos, pasados por una masa para buñuelos o bien solos, cocidos apenas unos segundos en aceite bien caliente o hervidos, como cuando se los emplea para salsas. Citemos, por último, el zumo de tomate, que se toma como bebida, sazonado con aceite, pimienta y sal.

Las berenjenas

Se trata de verduras exquisitas que se consumen fritas, empanadas; hervidas; al horno en suflés o a la napolitana, con salsa y queso fundido. Las berenjenas son bastan te nutritivas por su contenido en minerales y vitaminas.

El hinojo

Esta verdura se consume cruda, en ensaladas o cocida, condimentada con aceite, pimienta y sal, después de un hervor prolongado. El hinojo es bastante nutritivo, aunque su consumo está restringido por su estacionalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *