La Dieta Vegetariana y El Cáncer

El vegetarianismo es una forma de alimentarse que excluye los alimentos de origen animal. Sin embargo, y en general, la alimentación vegetariana no sólo se contempla desde el punto de vista alimentario, sino también de estilo de vida. Así, los vegetarianos no sólo rechazan los alimentos de origen animal, sino cualquier producto o material procedente de animales.

Cada vez parece más evidente que además de las reacciones endógenas (como es el caso de los oncogenes), existen otras de origen exógeno o ambiental, productoras del cáncer. Entre los factores de origen externo, uno de los más importantes es la alimentación, tal como lo demuestra el cuadro propuesto por el Instituto del Cáncer de Estados Unidos.

La Dieta Vegetariana y El Cáncer

Causas Endógenas y Exógenas de Cáncer

  • Factores alimenticios……………………………………. 35%
  • Tabaco…………………………………………………….. 30 %
  • Causas desconocidas…………………………………… 16%
  • Virus……………………………………………………….. 5 %
  • Factores laborales……………………………………….. 4 %
  • Radiación actínica ………………………………………. 3 %
  • Contaminación ambiental………………………………. 3 %
  • Aditivos alimentarios……………………………………. 1 %
  • Fármacos…………………………………………………. 1 %

Existen indicios para pensar que la dieta típica occidental contiene numerosos mutágenos, capaces de activar los oncogenes.

En estudios experimentales con restricción calórica o hipoalimentación se ha comprobado una disminución en la producción de tumores. Esto vendría a confirmar teorías como la de Buchinger, de que el ayuno constituye una buena prevención del cáncer.

veg

Hay ciertas medidas dietéticas con valor preventivo en la aparición del cáncer, entre las que cabe citar las siguientes:

  • Aporte calórico moderado.
  • Incrementar los alimentos ricos en fibras: vegetales y cereales.
  • Limitar la ingesta de grasa, sobre todo la de origen animal y la de los fritos.
  • Consumir con frecuencia alimentos ricos en vitaminas A y C (frutas y verduras).
  • Limitar el consumo de alimentos tostados, requemados o ahumados.
  • Evitar alimentos condimentados en exceso.
  • Evitar el consumo de alimentos con aditivos, conservantes y colorantes.
  • Llevar un ritmo alimentario adecuado.
  • Evitar el alcohol y el tabaco.

Como ven, toda una filosofía de vida, un sistema, un método que, de entrada, nos proporciona una vida sana.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *